El Silencio de la Ciudad Blanca

Imagina que abres una guía de la provincia de Álava y entre sus páginas, además de paisajes, edificios y monumentos, encuentras una trama de asesinatos en serie. Eso es El Silencio de la Ciudad Blanca, una perfecta guía de Vitoria-Gasteiz y los pueblos de Álava con una trama inquietante de fondo. 

plaza_virgen_blanca_vitoria_silencio_ciudad_blanca_blogEn la Catedral Vieja de Vitoria aparecen dos cadáveres que replican, con una cuidada escenografía, otros asesinatos cometidos veinte años atrás, y para los que ya hay un culpable preso. Los crímenes parecen tener relación con la historia de Vitoria desde sus orígenes, y es un vitoriano de nacimiento, el inspector Unai López de Ayala, el que se hará cargo de resolver el caso y recorrer el casco histórico de la ciudad, describiéndolo para el lector junto con sus costumbres, tradiciones y fiestas. Lo dicho, una auténtica guía.

Eva García Sáez de Urturi, nacida en Vitoria, es óptica de profesión, aunque tras el éxito de sus primeras novelas publicadas en Amazon y luego con Planeta, se ha consolidado como escritora. En este libro se ha propuesto escribir un homenaje a su ciudad natal y la describe con una pasión que dan ganas de visitarla a pesar del trasfondo macabro de la historia.

Cada capítulo recibe el nombre de una calle, un barrio, o un punto clave; los cuerpos son encontrados en lugares emblemáticos; los implicados viven en edificios o zonas de interés; e incluso se nos describen en detalle los recorridos completos que el protagonista realiza cada mañana cuando sale a correr. Yo, que hace 20 años que no piso Vitoria, ya creo que la conozco de arriba a abajo. Solo me falta volver para comprobarlo.

La novela recuerda a la Trilogía del Baztán, al tratarse de asesinatos en serie relacionados con una región y costumbres concretas, e investigados por un agente de policía local que se ve implicado personalmente en la trama. En mi opinión, tiene algunos puntos flacos, como giros argumentales pasados de rosca, alguna que otra incoherencia, o pasajes innecesarios para “descubrir” secretos que el lector ya conoce. Pero por lo demás, está bien escrita, parece muy bien documentada, resulta entretenida y mantiene razonablemente el suspense. Pero lo mejor es la descripción detallada de “la ciudad blanca” y sus alrededores. Sin duda un aliciente para los alaveses que reconocerán todos los escenarios, pero también para los que queremos ir a descubrir cada uno de los rincones citados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.